una koladita que pareciera cotidiana

Hoy, casi todo es café con leche en mi ciudad.  Parece que será así por los días venideros. Se inician los Carnavales, que más que un simple motivo para festejar, son resultado de una añeja tradición cultural a la que hemos aportado decenas de generaciones.

Desde la Fiesta del Fuego, en su trigésima edición,  la ciudad contagia con su espíritu de celebraciones, y el cumpleaños 495 de la fundación de la villa de Santiago de Cuba es una motivación especial.

Las calles están engalanadas y la ciudad repleta de colores vivos y calientes que recuerdan por qué somos la Capital del Caribe, las más caribeña de las ciudades de mi Cuba.

Mujeres con mini faldas, delantales y pequeños sombreritos en forma de cofia diambulan por céntricas calles con termos llenos de café cubano.

La gente baila al ritmo de cualquier m’usica y disfrutan del verano aún en plenas faenas de la jornada laboral de un día de semana cualquiera, que pareciera una koladita cotidiana.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s